Subir

Busca en todo el catálogo

Volver

Soluciones

Tratamiento de humedades por filtración en paredes y cubiertas

Las humedades son un fenómeno muy común, sobre todo en los edificios antiguos o peor conservados. Es muy probable que el origen de aquellas humedades que se generan en la parte interior de la fachada o de la cubierta de un edificio sean las filtraciones de agua lluvia a través de puntos mal sellados.

En este caso, observaremos que en épocas lluviosas se hacen más patentes los efectos devastadores de la humedad:

  • Manchas en paredes y techos
  • Malos olores
  • Presencia de moho
  • Agua en el interior de la vivienda
  • Salitre en paredes y techos

El agua que se filtra por las fisuras y grietas mal selladas de fachadas y cubiertas puede suponer problemas mucho mayores si alcanza a elementos estructurales como pilares y vigas, que pueden ver mermada su capacidad resistente con presencia de la humedad, poniendo así en riesgo la estabilidad del edificio.

Todo ello sin olvidar los problemas de higiene y salubridad que puede causar el moho en el interior de las viviendas, sobre todo entre los niños y las personas alérgicas o de edad avanzada.

A continuación, explicaremos cómo tratar los problemas de humedad por filtración en paredes y cubiertas. ¡Sigue leyendo!

¿Cuáles son las principales causas de las humedades por filtración?

Pueden ser originadas por múltiples causas, pero las más comunes suelen ser las siguientes:

  • Grietas en cubiertas, fachadas y paredes medianeras.
  • Defectos en los tratamientos de impermeabilización en la cubierta.
  • Deficiencias en el sellado de los huecos de fachada como puertas y ventanas
  • Desgaste y envejecimiento de los impermeabilizantes de cubierta y revestimientos de fachada existentes.

Soluciones para las humedades en las paredes

Hacer un correcto diagnóstico previo para escoger el tratamiento más adecuado y ponerlo en práctica a los primeros signos de la aparición de las humedades, será fundamental para tener éxito en nuestro trabajo y evitar las consecuencias más desastrosas de esta patología.

Deberemos comenzar con la detección del punto por el que se produce la filtración y para ello deberemos inspeccionar la fachada/cubierta en aquellas zonas más próximas a las manchas de humedad o desconchados aparecidos en el interior del edificio:

  • Cercos de ventanas y puertas exteriores.
  • Falsos techos de las viviendas de última planta
  • Encuentros de falso techo y cerramiento de fachada
  • Paredes de sótano en contacto con el terreno

Una vez detectados los puntos de la fachada o la cubierta por los que se filtra el agua, deberemos proceder repararlos siguiendo el siguiente patrón:

  1. Abrir las fisuras o grietas localizadas, en forma de “V” hasta alcanzar el soporte sano.
  2. Limpiar su superficie hasta que estén libres de cualquier sustancia que pueda mermar su adherencia
  3. Reponer el hueco saneado mediante una masilla elástica. Plasmont Fibra Elástico es una masilla idónea para este cometido ya que, además de tener una elevada elasticidad, incorpora fibras de vidrio que refuerzan su acción reparadora.
  4. Aplicar el nuevo sistema impermeabilizante sobre la superficie limpia, saneada y seca. Para ello recomendamos la aplicación de un revestimiento elástico impermeable adecuado a la superficie que vamos a revestir:
    1. Cubiertas: Tejamont Top Cover es una solución perfecta para la impermeabilización de terrazas y cubiertas, ya que además de formar una membrana completamente impermeable y continua, mantiene sus propiedades elásticas incluso a temperaturas extremas (-20 y 60 grados).
    2. Fachadas: Ovaldine Elástic es un tratamiento que además de aportar las propiedades del Tejamont Top Cover, está especialmente diseñado para su aplicación en fachadas y lo podemos encontrar en cualquiera de los 528 colores que Pinturas Montó dispone con garantía de resistencia al exterior.
  5. Por último, deberemos proceder a la limpieza y reparación de las paredes y techos dañados por el interior, eliminando la pintura y el revestimiento dañado, masillando las imperfecciones en caso de que sea necesario para terminar  aplicando los productos específicos, como pinturas antihumedad o antimanchas, que prevengan la reaparición de los problemas sufridos por la humedad.

Estas son las principales claves y soluciones que nos aportará un pintor profesional para mantener nuestras estancias libres de humedades y sin manchas del dañino  y perjudicial moho que tanto tememos.

¡No te arriesgues, mantén tu casa perfectamente protegida contra la humedad!

¿Necesitas más información? No dudes en contactar con nosotros, estaremos encantados de poder ayudarte.

AVISO DE COOKIES: Para garantizarle una navegación por nuestra web segura y de calidad, le informamos que utilizamos Cookies. Si está de acuerdo clique ACEPTAR. Puede bloquear o eliminar las cookies instaladas en su equipo mediante la configuración de las opciones del navegador. Para más información consulte nuestra Política de Cookies Aceptar Rechazar